Paseando por la ciudad de Orense… a 40º C.

“La experiencia de viajar, leer y escribir se fundió en una sola…”; Sergio Pitol, escritor mexicano.

orense-ourense-galicia-españa-termas-burgas-puente-romano-01

      Las circunstancias condicionan nuestro comportamiento. Adaptarse o sucumbir. La forma en la que vestimos no debe ser ajena al entorno en el que nos encontramos, en ninguno de sus sentidos. Éste es el motivo por el cuál hemos de adaptar nuestras prendas, también, al clima reinante. No puede ser la misma elegante imagen para un señor maduro que está de vacaciones en las Bahamas por vacaciones en verano que la de otro -más joven- cuando visita Siberia por motivos profesionales durante el crudo invierno.

      La climatología, la actividad que desarrollamos y la posición que ocupamos son algunos de los principales condicionantes.

      En agosto la capital orensana es un horno. Con unas temperaturas ambientales que tienden hacia las del agua que brota de sus termas, 66 ºC, la mayor simplicidad resulta lo aconsejable.

      En Orense, los principales puntos de atracción son el Puente Romano (siglo I d. C.) sobre el río Miño, las Burgas de Arriba y Abajo (manantiales termales de origen romano con un residuo seco cercano al gramo por litro (649,2 mg/l)), la Catedral de San Martiño (siglo XII), su Plaza Mayor (única en Europa con un piso inclinado) y las numerosas plazoletas que la salpican: la del Hierro, la del Trigo, San Marcial, Eugenio Montes… hasta Los Suaves tienen la suya.

      Encontré un especial alivio al circular por la ensombrada calle del Paseo. La más comercial. Profunda, y plena de actividad.

      El pulmón de la ciudad se ubica en el Jardín del Posío, antiguo Jardín Botánico, y existen unas estupendas instalaciones termales en la zona conocida como el Muiño da Veiga (Molino de la Vega). Donde se puede disfrutar de unas -aún inacabadas y contenidas, pero espléndidas- instalaciones recreativas en el margen derecho del Miño. Forman este área termal un conjunto de tres pozas públicas anexas a los Complejos Termales privados de Outariz y Chavasqueira.

      El pequeño comercio local tiene a algunos de sus representantes más ilustres en la farmacia Cobian, la camisería Carvajal (1931), la joyería Eligio Rodriguez (1836), la sombrerería La Lucha (1917) que a día de hoy regenta Pablo, … y también existe un punto testimonial de la sastrería más tradicional. La del sastre José Iglesias que nos abrió sus puertas y al que tuvimos oportunidad de conocer.

      En el casco antiguo conviven edificios restaurados con esmero con el abandono más injustificable. La piedra del país (el granito) es protagonista.

      Para este paseo opté por los mocasines Tassel de Carmina, el pantalón blanco con mezcla de seda de Alberto Olego y la camisa polera de lino de Roberto Basanta… las prendas más ligeras que dispongo. Solo le sumé un obligado sombrero Panamá (artesanía de Betanzos) para aplacar a los rayos solares que con despiadada intensidad iluminan a la bella y señorial villa de Orense durante estas fechas.

      Muchas gracias y buena suerte,

David García Bragado
Fotografía Jose M. Salgado

orense-ourense-galicia-españa-termas-burgas-puente-romano-41

orense-ourense-galicia-españa-termas-burgas-puente-romano-45

[mc4wp_form]

  • Santiago

    Conozco bien Galicia,y desde luego,Orense en verano es duro…y en invierno también,por lo contrario:hace un frío que pela.Recuerdo una visita a Carballiño en el mes de Agosto para la Fiesta del Pulpo,que me hizo añorar el desierto del Sahara.
    Buena filosofía para ese atuendo:por encima de la llamada a la elegancia debe primar el instinto de supervivencia.
    Saludos.

    • vestirseporlospies

      Muy buenos dias querido amigo Santiago y gracias por aportarnos tanta gracia como conocimiento y experiencia.
      “Sufrí” un clima similar en León durante dos décadas y conocía bien como son estas ciudades de interior…
      Saludos cordiales y muchas gracias por tu valoración,

  • Lenin Leonardo Macana Guerrero

    Don David cómo se encuentra, que bueno que aunque se encuentren en temporada vacacional aún de manera juiciosa nos publique sus artículos, igualmente que excelentes fotos y disfrutando de ese buen clima, por acá en cambio, con frío y lluvia. 🙂

    Los zapatos que usa en este recorrido por Orense los usa sin calcetines? no pude verlo bien ya que siempre me causa la sensación que usar un zapato de construcción goodyear sin calcetines debe ser algo muy duro para el pie, entonces, si es así que característica tiene un zapato goodyear para usar sin calcetines?. Igualmente tengo otra consulta respecto a las chaquetas, la primera respecto al fieltro que se usa detrás del cuello para dar contraste, me dicen algunos sastres que no lo usan porque con el tiempo produce lo que ellos llaman “la sonrisa” en el cuello haciendo que este se monte por encima de la costura entre en cuello y la espalda creando este efecto y la segunda sobre el forro, acá donde me ubico no recomiendan el forro en seda ya que aparte de costoso es muy delicado y se rompe con facilidad, lo que se encuentra en común son forros en poliester o con mezcla, en la página del E.A. me respondieron que aparte de la seda también usan el bember de eucalipto, podría asesorarme por favor que fábricas producen forros en seda o bember que sea de calidad o qué tipo de seda es la aconsejable para el forro u otras fibras naturales para este fin?.

    Un abrazo.

    • vestirseporlospies

      Muchas gracias estimado Lenin y bienvenido de nuevo a ésta tu casa. Feliz tarde.

      Cuando por aquí disfrutamos del estío uds. lo hacen del invierno y viceversa :-))

      Durante julio y agosto hemos estado trabajando, con una semana de vacaciones intercalada, sin bien es cierto que el ritmo lo hemos disminuido de forma notable. Los lectores no os merecéis menos atención… 🙂 y para nosotros es un placer trabajar en esta plataforma.

      El zapato que utilizo en esta ocasión es un mocasín de borlas (Tassel) de Carmina Shoemaker cuya suavidad interior hace un auténtico placer el utilizar sin calcetines. Precisamente su doble cosido Goodyear lo hace muy cómodo por su flexibilidad… . La piel que usa esta firma mallorquina es un verdadero guante, cuál segunda piel.

      Esta “sonrisa”, o deformación del cuello, yo la atribuyo a una imperfecta ejecución y no al material textil empleado. Si bien es cierto que la seda al ser menos rígida no ayuda, pero la armadura es el crin no el forro interno. Sea cual sea.

      El tejido propio del cuello es una guatina triple, formada por tres telas. La llamada por los sastres “pañete o fieltro” -que es doble- y la tela superior de la chaqueta (la vista). El pañete es una pieza aterciopelada que forman dos telas: la entretela de crin de caballo, picada a éste verdadero pañete afiebrado. A la que al final se suma la tela superior (la que se ve). Esto es lo propio para esta aplicación. El “fieltro o pañete” es la clave. Lo que manda es el pañete… a veces el crin de caballo o entretela viene en una pieza ya cosida con el pañete y en otras hay que coser ambas (crin y pañete).

      No se usa este pañete del cuello para dar contraste sino para dar la forma y “sujetar/sostener” a las solapas. El 100 % de los sastres con los que he trabajado usan el mismo tipo de fieltro con el crin de caballo “picado” a él. La seda embellecería algo que no se ve.

      En cuanto al Bemberg, que yo sepa, es una fibra artificial (acetato de celulosa) creada por el hombre que proviene de la pulpa de la madera. Fue desarrollado en los primeros años del siglo XX. Hace un trabajo mejor que la seda porque absorbe mayor humedad del cuerpo y dura más, pero se suele usar en los chaquetas que forran solo la mitad interior o sus antiestéticas costuras.

      La composición del pañete es afieltrada (no tejido, sino conglomerado de fibras de lana o cabello animal) y siento no poder decirte donde adquirirla pero cualquier proveedor de telas te la puede facilitar con facilidad.

      Otro fuerte abrazo para ti apreciado amigo,

      • Lenin Leonardo Macana Guerrero

        Muchas gracias Don David, muy detallada explicación, entonces, la clave para evitar esa “sonrisa” en la parte escondida del cuello usando fieltro es la buena ejecución del sastre u oficial en picar el cuello con el crin de caballo y el pañete similar a el montaje de la solapa.

        Ahora, la seda, como forro en las chaquetas es verdad que es tan delicada que se rasga, descose o pierde su forma pareciendo una bolsa? qué gramaje es el idóneo en seda pura para el forro? entiendo que hay varios tipos de seda y uno de ellos o el más usado es la seda ponge o habotai donde a mayor su número es más gruesa su textura.

        Siempre estoy atento de sus publicaciones. Un abrazo.

        • vestirseporlospies

          Un placer estimado Lenin. Efectivamente, el corte y cosido -luego la ejecución- va a ser determinante.
          Algo hemos comentado en uno de los últimos artículos cuyo link te dejo a continuación: https://vestirseporlospies.es/solapa-cran-y-cuello-de-una-chaqueta-tipos-elaboracion-y-caracteristicas/
          El forro de seda ya viene para esa aplicación, en unos 80 gr. por m2. Para la aplicación de solo las costuras se puede utilizar alguno de mayor gramaje porque sufrirá algo más, pero lo normal es utilizar el mismo. Cierto que esas bolsas pueden aparecer principalmente porque se fuerzan al sentar, pero se soluciona fácilmente recortándolas.
          Gracias y otro abrazo para ti,