Cómo vestirse para ir a la playa

“Hay que mirar siempre el mar. Es un espejo que no sabe mentir”; Yasmina Khadra, escritor argelino.

      El algodón no engaña. En la mesa, comiendo, o durante el juego, cuando se pierde, representan ocasiones infalibles para constatar la educación de cada cual. Sigue leyendo

Campo de Gibraltar, Cádiz. España.

“La experiencia de viajar, leer y escribir se fundió en una sola”; Sergio Pitol, escritor mexicano.

      Viajar, al igual que leer, es vivir por partida doble. Ambas actividades cuentan además con la ventaja de que al compartir las experiencias después, se reviven los sentimientos un numero ilimitado de veces. Sigue leyendo

El dandismo hoy, por Lucio Rivas

“Hay que ser sublime sin interrupción. El dandi debe vivir y morir ante el espejo”; Charles Baudelaire (1821-1867), poeta francés.

      Hall del hotel Ritz siete de la tarde el último miércoles de junio. Los acordes del piano, interpretado en vivo, resuenan fundiéndose con el mesurado bullicio de fondo que le hace coro cuando entro en el Lobby Bar. Sigue leyendo

Estiradores de calzado

“La verdadera grandeza de la ciencia acaba valorándose por su utilidad”; Gregorio Marañón (1887-1960), científico español.

      Cada herramienta debe utilizarse para lo que fue diseñada. De modo contrario es fácil que ocurra algún accidente con daños al operario, al instrumento o al propio producto. Cuando no a todos ellos. Sigue leyendo

Primer prototipo de zapatillas, para estar en casa, VP

“Decir que sin innovación no hay futuro es posiblemente una obviedad”; Alex Rovira, escritor español.

      Como en casa en ningún sitio. Muchos somos de esta opinión. De manera personal disfruto mucho de permanecer en mi hogar, y me gusta cuidar –adaptando– la manera de estar vestido igual que cuando salgo a la calle. Sigue leyendo

La manga Raglan

“La historia es sólo un confuso montón de hechos”; Felipe Stanhope de Chesterfield (1694-1773), escritor inglés.

      En ciertas historias, certezas no hay. Los orígenes de algunas prendas clásicas aparecen difusas, nada definitivas. Seguramente porque su origen no se deba a un único hecho puntual, sino que fue un desarrollo o cúmulo de acontecimientos lo que afianzaron un diseño determinado. El tipo de manga Raglan es un ejemplo. Sigue leyendo