Los caballeros en los premios del cine español; Goya 2.013

Quizás, el más clásico

Ayer los compañeros de Radio Voz, nos invitaron a opinar –en directo– sobre la gala de antes de ayer del cine patrio, realmente me daba cierta pereza el evento, pero imposible desatender tal invitación y dado lo amable de la solicitud de Loreto Silvoso, accedí encantado a echarle un vistazo… Realmente iba sintiendo una creciente curiosidad.

Mi valoración en líneas generales, del vestuario de los artistas, es;

  1.  Lo calificaría como muy discreto y fácilmente mejorable para ser la cita anual más importante del cine español. Lástima de escaparate… ¿donde está nuestro George Clooney?.
  2. Muchos caballeros no usaron el indicado traje semiformal para la ocasión, el esmoquin. Y quien lo hizo, no lo vistió del todo correctamente. Lo peor las tallas, a pocos le ajustaba realmente como un guante o una segunda piel, pero había mucho más…
  3. Insuficiente, como decimos en la mayoría de las propuestas, pero en ocasiones rozando el máximo ridículo (imposible no ser a propósito); pajaritas imposibles, cuellos de camisas des acertadísimos, muy pocos nudos de corbata en su punto, trajes casual/sport, colores celestes, camisas negras, en fin… muy complicado. ¿Algunos no sabían que la sencillez es la elegancia?.
  4. Es mucho más sencillo… y es muy fácil el lograr un gran resultado. Dark blue, chaqueta cruzada o tres piezas… Nosotros dimos nuestra versión; en su día, y si hay que arriesgar… que sea como Tom Ford.
  5. Realmente no aporta nada al mundo de la moda masculina española. Con la falta que nos hace. Hay grandes firmas en España, ¿Alguien vio a Lander Urquijo?

Foto a foto comentaremos los casos más llamativos… omitiendo todo aquello que sabemos no os gustaría que aparececiera en esta, vuestra página.

El clásico más acertado, Jose Coronado, aunque su talla no era la perfecta. También hubo ciertos, aunque contados, detalles de calidad; Miguel Angel Silvestre se atrevió con el clásico esmoquin de chaqueta cruzada, Alex Gonzalez al que solo faltaba el pañuelo iba bastante entallado, Mario Casas correcto… aunque con errores de bulto; ¿Señores donde estaban los pañuelos?¿alguna flor en el ojal?¿la sastrería? y ¿los asesores? … para que estamos!!!. No obstante he de confesar que lo que sigue costando una enormidad es el bajo del pantalón… y es que no hay uniformidad de criterios, ¿será que imperan los gustos (o las dejadeces) frente a las reglas?.

Lo que más nos importa como siempre es tu impresión; ¿Cómo lo viste?.-

Fotos tomadas de CQ.

  • Miguel Angel Miazza

    estoy absolutamente de acuerdo con todo lo expuesto, falta de estilo , de elegancia y de saber vestirse. Looks ramplones, sin cuidar ni tallaje ni complementos. Nadie en mi opinión ejerció de Gentleman. José Coronado se puso unos pantalones que le quedaban largos y el esmoquin de M.A. Silvestre bien, pero yo le hubiera añadido un pockesquare como Dios manda. En general un desastre. Todos van de progres pero llevan trajes caros y como no? les quedan fatal, casi hubiera sido mejor que se hubiesen puesto un poncho y un pañuelo palestino, por lo menos no habrían ido disfrazados. Un saludo.

    • Amoreno

      Muchas gracias estimado Miguel Angel por tu comentario. Te lo agradecemos especialmente, no por estar de acuerdo lo cual siempre reconforta, sino por tu educación y elegante estilo. Un fuerte abrazo y bienvenido a esta tu casa.

  • Alex

    Daniel Gimenez Cacho como siempre dándose a notar: por lo sucio, desaliñado y fachoso que siempre se ve y se viste. Es el colmo que jamás en su vida entienda que para ir a una entrega de premios hay que vestir como caballero, no como un mamarracho recién levantado de la cama. Una total y auténtica verguenza presentarse así en una gala. Tal pareciera que no conoce el peine, la rasuradora, el agua y el jabón. Es el emblema perfecto de lo que es el perfecto hombre pandroso.

    • Amoreno

      Muchas gracias por tu comentario estimado Alex. El valor de la presencia, limpia y cuidada, por respeto a los demás como a uno mismo muchos no la entienden como un valor en sí mismo…es una lástima. Saludos cordiales y bienvenido a esta tu casa caballero.