La corbata con el primer y micro estampado; el tipo Macclesfield

Después de haber tratado los dos primeros tipos de estampados distintos de corbatas clásicas y atemporales; las madrás y las paisley continuaremos por con el tercer tipo de estampado, mucho menos llamativo que estos pero sumamente selecto. Es tan especial y bonito como ellos, si bien es verdad que de un carácter más serio, refinado y discreto; es la máxima expresión de sobriedad para un gusto exquisito.

Las corbatas con estampado Macclesfield deben su nombre a la céntrica ciudad de la gran isla inglesa, a medio camino entre Liverpool y Sheffield, de la que son originarios numerosos estampados entre los que están estos tan microscópicos como bonitos motivos, que caracterizan a las corbatas más sobrias y características de las ceremonias formales.

Las primeras fábricas que confeccionaron los primeros estampados en los primeros años del siglo XX para las corbatas de la seda proveniente de las colonias británicas en China y la India, darían nombre a este estampado que se caracteriza por contar con pequeños puntos de colores siendo las más formales las que combinan el blanco y el negro lo que le otorga un característico toque perfecto para el atuendo formal como el chaqué, especialmente en los colores plata, aunque ser presenta en los colores más variados; blanco y rojo, verde y blanco, azul… etc.

Fue el primer tipo de estampado para la corbata y el precursor por tanto de todos los dibujos que le seguirían más tarde, motivado para cubrir la demanda de la clase media emergente que tras la primera guerra mundial lo solicita y reclama como signo diferenciador. Es característica de estos estampados que a partir de una corta distancia se aprecia un bello tono monocromático del color más oscuro, distinto y más tenue, es decir gris o rosa en el caso de combinar los puntos blancos con los negros o rojos respectivamente, verde claro, azul claro, etc. debido a que al estar formadas por pequeños puntos tan superpuestos, pequeños y juntos que hacen este efecto óptico por nuestro limitado enfoque visual.

Según mi opinión, y tras la lisa que entiendo que es la más atemporal y básica de todos los colores de la corbata, esta es la más básica y eterna ya que sigue igual de vigente más de 100 años después. Este tipo de discreto y fino estampado se utiliza con gran acierto en otros tipos de estampados como son los pañuelos, las corbatas de lazo, los pañuelos para el cuello Ascot o las pashmina. Aunque ya sabemos que no conviene usarlos de exactamente igual tamaño y color entre ellos, y como son iguales motivos se impone combinarlos con distintas dimensiones.

Una variación de esta, con motivos de mayor magnitud, se denomina Spitalsfield por la ciudad próxima a la capital británica de donde es oriunda.

En todo caso y siendo tan típica e indicada para el novio en el día de su boda, al menos desde ese preciso día todos los caballeros deberíamos albergar una discreta y preciosa corbata con este tipo de estampado, que tan buen resultado nos puede aportar en cualquier situación tanto casual como de los más formal por su versátil condición.

¿No lo crees tu igual?