Is dark blue the new brown?

“La creatividad no consiste en una nueva manera, sino en una nueva visión”; Edith Wharton, escritora estadoudinense.

zapato-azul-calzado-hombre-shoe-man-blue-navy-00

      Las modas son fuente de inspiración. Es un hecho que todos -queramos o no- nos encontramos bajo la influencia de las tendencias, otra cosa es que nos dejemos arrastrar por su corriente. Resulta difícil abstraerse de tantas nuevas ideas como a diario nos invaden, sin embargo lo más destacable es que de entre todas ellas siempre surge -de manera esporádica- alguna puntual “idea feliz” que se consolida.

      Ésta es una de las maneras en las que ha progresado la imagen del hombre. Algunos de los ejemplos que se asentaron, a lo largo de la reciente historia, más revolucionarios fueron la sustitución del esmoquin por el frac para cenar, los zapatos (modelo Oxford) para acompañar a los trajes en detrimento de las botas (tipo Balmoral) o las chaquetas cortas para relevar a las levitas con faldones hasta las rodillas. Otra puede llegar a ser el color de nuestro calzado.

      Si hace tan solo una cuantas décadas todo zapato que no fuera de color negro sería impensable que pisara el asfalto de nuestras ciudades, hoy el marrón es la gran alternativa. “Brown is the new black”, afirma actualmente hasta el más purista. ¿Alguien se atreve a aventurar que ocurrirá con otros colores, como el azul, para los zapatos del hombre en los próximos años?

      El azul se está convirtiendo en un color de referencia para el calzado del hombre, sobre todo si tenemos en cuenta los colores más sobrios y cercanos al midnight blue (del que sabemos que es más oscuro aún que el propio negro). No en vano este color es el único capaz de desbancar al negro en las telas para los trajes de etiqueta.

zapato-azul-calzado-hombre-shoe-man-blue-navy-0

      Al igual que ocurre con el color marrón, cuanto más oscuro sea el tono azul del zapato más elegante y acertado resultará el modelo, además de indicado para las oportunidades más formales. La suela de estos zapatos debe ser negra o mucho más oscura que el resto de la piel, como sucedía en el caso de los zapatos negros y marrones, para que su seriedad se mantenga. Cualquier color más claro en el piso, que la piel de la pala, hará de él un modelo casual y, seguramente, menos favorecedor.

      Tal es el riesgo con este color que cuanto más clásico sea su horma (Oxford o Derby) más nos aseguraremos de su acierto. Suficiente atrevimiento lleva implícito este tinte.

      La piel vuelta, o ante, es característica de los zapatos sport. Sin embargo, se puede lograr modelos de cierta seriedad mezclando en un mismo modelo ambas texturas de piel.

      Los colores azul y marrón combinan como las fresas y el chocolate, por lo que así como el zapato marrón casa muy bien con nuestra ropa -en detrimento del negro- igualmente lo hará este azul.

      Por todos estos motivos le auguro un gran futuro a este color para nuestros zapatos, que poco a poco va ganando presencia en nuestro calzador, sobre todo si se presentan en los patrones tan exclusivos como los de las fotografías que acompañamos.

      Muchas gracias y buena suerte,

David García Bragado
Fotografía portada: © Gentlementools

[mc4wp_form]

  • Anonimo

    Esta claro que es una buena alternativa a los clásicos marrón y negro y si sueles tener que vestir con trajes es una buena forma de darle a tu vestuario un nuevo toque. Me gusta la idea habrá que probar.

    • vestirseporlospies

      Gracias estimado, buen debate. La verdad es que no me aventuré a comentar el tema de su uso con traje…. Aún no lo he tengo tan claro, sin embargo creo que un modelo liso de Oxford en un tono muy oscuro (como el segundo de la galería) sobre un traje de espiga azul medio puede sentarle bien… como bien dices, es tan novedoso, que habrá que probarlo 🙂