El cárdigan, un jersey de cuello vuelto y los excedentes de la ropa masculina

“Todas las cosas son imposibles, mientras lo parecen”; Concepción Arenal, escritora española.jersey-cuello-alto-cardigan-moda-masculina-02

    Que complejo puede resultar comprar la prenda más sencilla. Ayer mismo decidí darme una vuelta por el centro histórico comercial de mi ciudad, y aprovechar para incorporar a mi vestuario una chaqueta de punto fino y un jersey liso de cuello tipo cisne. Ni siquiera tenía elegido el color, ya veríamos. Era cosa hecha, cuestión de pocos minutos.

    Como al anochecer presentaba una vez más mi libro, esta vez en el FNAC de la plaza de Lugo, recorrí los comercios aledaños a dicho establecimiento: varias tiendas de firmas nacionales con renombre, algún coloso de la moda y otros no tanto. También tanteé la pequeña, y no tan pequeña, tienda multimarca. Nada. Imposible adquirir cualquiera de las dos prendas para mi torso en lana.

    Grandes cantidades de ropa se amontonaban ante mis ojos. A menudo el bosque no me dejaba distinguir el árbol. Necesitaba ayuda. Surgían ante mí jerséis con cremalleras imposibles, cuellos sin forma definida (ni equilibrio) y, por supuesto, los grandes logotipos bordados adornaban a todas las prendas. Convivían las rebajas con las novedades de la nueva próxima temporada.

    Mis prendas parecían del periodo pleistoceno. Las dependientas no daban crédito a mi solicitud y se preguntaban las unas a las otras: “el caballero quiere una chaqueta sencilla y un simple jersey”. Lo siento, no las hemos visto. Contestaban entre educadas y atónitas.

    En ese preciso instante, vienen a mi memoria imágenes del vertedero al cual –pronto e irremediablemente- irán a pudrirse grandes montones de ropas que -ahora- se agolpan en las repisas donde no se han ganado su sitio ni mi chaqueta, ni mi jersey. Que simples las imaginé, tanto como imposibles de conseguir. ¿Ningún diseñador pensó en que quizá muchos desearíamos algo tan sencillo?, tanto como poco sofisticado. Además que vamos a quererlo durante muchas temporadas.

    Si hasta cabrían tanto en el espacio dedicado al saldo como en el de la “vigente” temporada.jersey-cuello-alto-cardigan-moda-masculina-0

    Al llegar con las manos vacías a mi despacho, me cubro con mi vieja chaqueta shawll collar, que tendrá que sufrirme alguna temporadita más mientas marco el número de teléfono de ICON El Pais y pido hablar con Daniel García. David, me comenta amable, pero decididamente desde el otro lado: es que parece que hoy todo es moda clásica y lo demás no existe, no vale o no importa. Daniel, perdóname si no te entendí bien, puede que aún esté bajo el efecto del “naufrago de los comercios”, ¡¡¡pero en la gran zona comercial urbana del centro de mi bonita ciudad herculina no encontré un sencillo sweater con el cuello doble, ni una chaqueta de las que usaba mi abuelo, y el abuelo de éste!!!.

    Estamos en una época de un cambio estructural. Momento de cambios vertiginosos donde nada permanece y lo que ahora vale seguramente tras un tweet o una subida al instagram se va al… traste. Pero, ¿no sería más efectivo escuchar al cliente nuestras necesidades y tratar de satisfacérnoslas en vez de abotagarnos a productos donde sucumbiría hasta el más experimentado de los estilistas (o personal shopper)?

    En el peor de los casos terminaremos adquiriendo la prenda que casi nunca nos pondremos, pero que veremos constantemente para jurarnos, una y otra vez, que nunca más pisaremos aquel stand que tanto nos cegó, hasta el punto de comprar la prenda que nunca vestiremos. La última de ese local.

    Igual es que como me dice mi amigo y colega Javier Leal, solo es que nos estamos haciendo mayores, pero el día menos pensado no encuentro una camisa blanca. Afortunadamente para esto último siempre estará la sastrería artesanal.

    Muchas gracias y buena suerte,

David García Bragado

Foto portada: © Broke and Bespoke. Foto medio: © Miguel Lana

jersey-cuello-alto-cardigan-moda-masculina-01

[mc4wp_form]

  • Carlos

    Busca un cárdigan bueno en una ciudad temprana.

    • vestirseporlospies

      Gracias por tu consejo estimado Carlos, aunque no sé a que te refieres con ciudad temprana. No recuerdo haber escuchado el termino temprano para calificar a una ciudad. Saludos cordiales,