Luciano Barbera

“Sentándose debajo, encima o dentro de la manta, uno no llega a la fama “; Dante Alighieri, Infierno, canto XXIV, vv 47-48.

luciano-barbera-referencia-dandi-universal-00

      No hay mejor maestro que el tiempo bien aprovechado. Los que tenemos hijos en edad adolescente identificamos en su conducta lo que todos queríamos hacer con esos años: mostrarle al mundo que ya teníamos cosas que “enseñar”. De idéntica manera a la que ahora reconocemos cuanto aprendemos con el paso de los años: sobretodo lo mucho que nos queda por saber.

      Este es el motivo de que la experiencia resulte la mejor universidad, y el caso de Luciano Barbera (78 años) es un claro exponente dentro del sector de la imagen del hombre.

      Debo confesar, sin temor a equivocarme, que ha sido el personaje más relevante de cuantos he conocido en estos cuatro últimos años. Su conocimiento y poso interior está acorde con su elegante imagen. Atemporal. Actualizada. La misma que proyecta su empresa. Todo lo que ha creado es una expresión de quién es, de ahí que el resultado de su marca sea campaña tras campaña tan vigente y clásica como él. Su mejor modelo.

      Precisamente sin hacerse notar, como el mismo Luciano dice: “La elegancia se evidencia sin esforzarse en ello”.

      De la entrevista que nos concedió, me quedó grabado su pasión por los detalles (a los cuales considera lo más importante) y que escogió el camino más difícil, seguir el suyo, de lo cual se siente orgulloso.

      Sus lecciones son sencillas, y como buen maestro usa ejemplos fáciles de recordar. El bajo del pantalón debe besar el zapato, la ropa debe ser para usarse y ponerse no para mostrar o que un traje tiene que ser armonioso, son algunos de sus titulares.

      Durante su ejercicio profesional las claves para el éxito de L. B. se han basado en la calidad de la tela como pilar fundamental. De casta le viene al galgo puesto que su padre, Carlo, regentaba una fábrica para la obtención de lana. Luciano, además, percibe de forma innata los gustos del hombre actual, por lo que adapta su linea de confección a esta realidad de forma continua sin perder su esencia.

luciano-barbera-referencia-dandi-universal-04

      Me siento especialmente identificado cuando afirma que: “No es suficiente con tener ropa bonita. De hecho muchas personas tienen demasiada. Lo que importa es lo que haces con ella”.

      Luciano muestra una gran astucia cuando confiesa que “algunos comentarios sobre cómo me visto se los he enseñado a mis hijos. Los cuales, por supuesto, no siempre toman mi consejo. Pero ese es el caso. Tampoco deberían hacerlo. Mirar, escuchar, aprender y desechar en su caso“.

      “Que un traje solo es exquisito cuando está vestido, que cada vez que ve a un hombre jugando al golf o al tenis con chaqueta sabe que podrían ser amigos o animarnos a ser tan auténticos como podamos”; son reflexiones suyas que solo se adquieren cuando cuentas con una gran experiencia en la vida.

      Luciano Barbera es el referente del dandi universal actual, cuyo sello deja en cada creación de su firma o aparición pública; porque es la misma. Ama su trabajo. Su fama le llevó a ser amigo de John John Kennedy (uno de los hombres más elegantes del mundo), aparecer en el Dressing the Man (La Biblia del menswear) junto a contados mitos como Fred Astaire, Gary Cooper, Cary Grant o el Duque de Windsor de igual a igual, e incluso fue tentado para hacer un cameo con Romy Schneider en una película de Luchino Visconti.

      Luciano Barbera, identificado como la elegancia italiana por todo el mundo, es uno de los más grandes.

      Muchas gracias y buena suerte,

David García Bragado

luciano-barbera-referencia-dandi-universal-12

Si deseas recibir de forma cómoda nuestras publicaciones, déjanos tu e-mail de contacto y te haremos llegar -periódicamente- una actualización con nuestros últimos artículos. Estamos a tu disposición. Muchas gracias y buena suerte

O consulta todos nuestros artículos desde la página de archivo